Jueves 15 de Octubre de 2020
 

Emigrar: El sueño de muchos

Durante las últimas semanas, diferentes medios de comunicación han hecho hincapié respecto al deseo que tienen ciudadanos argentinos por emigrar (3 de cada 4), aun sabiendo que en la actualidad existen restricciones fronterizas para ingresar a otros países y conscientes respecto a la caída de los niveles de empleo a nivel mundial por los efectos del Covd-19.
La emigración es actualmente el sueño de muchos jóvenes argentinos y lamentablemente, de un importante porcentaje de adultos. Las últimas encuestas indican que el 75% de estos futuros emigrantes no encuentran repuestas, incentivos o perdieron las esperanzas para vivir adecuadamente en nuestro país.
Las principales causas de esta intención de éxodo masivo son principalmente la falta de seguridad, la inestabilidad económica y la incapacidad de poder planificar sus vidas a largo plazo.
Esta constante situación extrema ha hecho que Argentina sea la mejor universidad para ser resiliente (capacidad de las personas para levantarse y superar situaciones adversas), y es por ello que un alto porcentaje de los emigrantes tendrán éxito para adecuarse a diferentes circunstancias por más desafiantes que sean.
PREGUNTAS CLAVES ANTES DE HACER LAS MALETAS
¿A dónde? La emigración de los argentinos ha sido lenta pero constante y con una clara tendencia al alza en la última década, superando el millón de personas, las cuales representan un 2,27% del total de la población.
Los principales países elegidos para emigrar son España, Estados Unidos, Chile, Italia y Paraguay. Sin embargo, Australia y Uruguay son las nuevas preferencias de los compatriotas por estos días.
¿Cuándo?  Es importante destacar que la emigración es un acto natural de las personas que tiene como fin la búsqueda de mejores oportunidades, principalmente laborales, con el objetivo de elevar la calidad de vida.
Este destierro se convierte automáticamente en un proyecto de vida y es por ello que la planificación debe tener el mínimo de errores.
Uno de los puntos importantes a analizar antes de emigrar es la "edad" de las personas que tomarán el desafío, debido a que no es lo mismo emigrar antes de los 30 años, en donde uno puede adecuarse a diferentes circunstancias y ajustarse a varios tipos de carencias.
Por el contrario, pasado los 50 años es mucho más complicado, porque juegan factores adicionales como encontrar trabajo, contar con cobertura de salud o el tener a cargo la familia.
¿Qué hacer? Al momento de emigrar lo más adecuado es ir con trabajo, pero en el 90% de los casos se va en búsqueda de uno; generalmente al comienzo no se trabaja en lo que uno tiene planificado, por lo tanto deberá estar dispuesta a hacer tareas que quizás nunca harían en su país co-mo lavar platos, cosechar frutos, limpiar baños, mozo, chofer, recolectar basura o cuidar y limpiar ancianos, entre otras tareas.
Si se viaja sin un empleo, lo más adecua-do es actualizar el  perfil en www.linkedin.com (Red Global de Profesionales) en el idioma del país de destino y si no tiene uno, deberá crearlo a la brevedad posible; debido a que las compañías reclutadoras o empresas siempre revisan los antecedentes profesionales y experiencia laboral en esta red social.
¿Qué debería conocer? Cuando una persona toma la decisión de ir a vivir a un determinado país, deberá tener presente una serie de antecedentes antes de viajar. Comenzado por conocer el idioma e informándose respecto a sus "modismos" (costumbre lingüística de un país o región).
Ambos serán una gran barrera al momento de pisar el país elegido; en segundo lugar, conocer las características geográficas y climáticas, porque existen ciudades en altura (falta de oxígeno), lugares de continuos incendios, terremotos y maremotos.
A modo de ejemplo, muchos quisieran ir a vivir al Estado de California (USA) que es la quinta economía del mundo, pero deberán estar preparados para volcanes, terremotos e incendios.
En tercer lugar, se deberá conocer los costos del alquiler de una casa o departamento, gastos fijos relacionados (agua, luz, gas, internet, alimentación, transporte y diversión).
Una vez llegado al país deberá sacarle el mayor provecho a los diferentes organismos gubernamentales de la Argentina, como embajadas, consulados o conserjerías económicas para obtener una buena cantidad de información para minimizar errores.
Si la idea es crear una empresa, la conserjería económica sería el primer lugar a visitar físicamente, por teléfono o a través de internet. Allí se encontrará toda la información necesaria para poder generar paso a paso y en forma segura, la empresa tan anhelada.
Un dato muy importante es que los inmigrantes tienden a generar grupos de encuentros entre compatriotas. Allí se sentirán acogidos, aconsejados y obtendrán una importante red de contactos que los hará sentir como en casa e incluso, hasta podrían conseguir el primer empleo. 
Después de vivir 23 años fuera del país, de haber tenido la suerte de viajar por varios paises y de compartir con inmigrantes de diferentes nacionalidades, puedo decir que emigrar abre la mente, genera oportunidades, te empapa de nuevas culturas e incluso, te puede dar la posibilidad de manejar un segundo idioma.
Todo país tiene cosas buenas y malas; trate de aprender todo los destacado de la Nación que lo ha acogido y evite todas aquellas que usted sabe que no son adecuadas.
Para finalizar, debemos comprender que vivimos en un mundo cada vez más globalizado y saber que el flujo de personas por el mundo es más normal de lo que uno piensa.
Si está la posibilidad y cuenta con la seguridad para irse del país, la migración puede ser una gran experiencia de vida.
Y recuerde que es usted quien debe adaptarse al país y no el país a usted. Suerte.
Walter Gudiño

 

   
       
 
Diseñado para Semanario El Sudeste <03537 15660224> Resolución óptima: 1024 x 768 px © Copyrigth 2009-2021